pescado-azul

¿Qué es el pescado azul? ¿Por qué comerlo?

El pescado azul, es un tipo de alimento que a pesar de su buen sabor, se encuentra en medio de mucha polémica y debate por parte de muchas personas. Aunque no se puede negar el hecho de que el alimento en cuestión tiene sus pros y sus contras, es importante que por ti mismo decidas si es bueno para ti o no. En este artículo, te contaremos todo lo que debes saber sobre ese grupo de pescados.

¿Qué peces son considerados “Pescado Azul”?

El pescado azul, son aquellos peces que, a diferencia de los blancos, cuentan con más proporción de grasa en su carne. Esto se podría ver reflejado en unos 5 gramos de grasa por cada 100 gramos de pescado. Aunque claro, esto dependerá según el tipo de pescado que estemos consumiendo. Algunos de los pescados azules más conocidos son:

  • Salmón.
  • Sardina.
  • Boquerón.
  • Atún blanco o bonito del norte.
  • Estornino o Verdel.
  • Caballa.
  • Jurel.
  • Palometa o Japuta.
  • Besugo.
  • Lubina.

Nota: Los dos últimos que se mencionaron son aquellos que, dentro del grupo, tienen menos proporción de grasa.

La cantidad de grasa que se puede conseguir en cada uno de los pescados mencionados variaría en función del tipo, el tamaño, y otros aspectos. Hay mucha información y tablas de diferenciación que permiten saber los niveles estimados y regulares de los pescados mencionados. Esto es interesante de conocer, pues nos ayudará a determinar los puntos débiles y fuertes de este grupo de pescados azules.

Propiedades nutritivas del pescado azul

El pescado azul cuenta con una cantidad bastante fuerte de beneficios, fíjate cuáles:

  • Vitaminas A, D y B12.
  • Proteínas, muy similares a las que aportan el huevo y la carne.
  • Minerales, encontraremos hierro, yodo, calcio, fósforo y magnesio. Todo dependiendo de cuál de ellos es el que vas a consumir.
  • Grasas insaturadas, como linoleico, oleico y Omega 3.

Beneficios del pescado azul para la salud

Además de las propiedades que mencionamos anteriormente, los beneficios que conseguimos cuando incorporamos el pescado azul en nuestra dieta, incrementan. No solo por el hecho de que comemos grasas insaturadas, sino por los maravillosos ácidos grasos. Los efectos saludables que podríamos promover serían:

  • Disminuir la presión arterial.
  • Reducir los niveles de triglicéridos en sangre.
  • Aumentar la vasodilatación arterial.
  • Disminuir el riesgo de tener una trombosis.

Cuando se habla del contexto de una dieta equilibrada, buscamos eliminar las malas grasas, pero no podemos prescindir todas de las grasas, el cuerpo también requiere de ellas. Es por ello que, con las grasas insaturadas del pescado azul podríamos contribuir al buen funcionamiento del organismo y evitar el riesgo de contraer enfermedades cardiovasculares.

Muchos científicos ya han realizado estudios en donde se ha determinado lo importante que es para el cuerpo el consumo de alimentos que contengan los ácidos grasos y el Omega 3. Con un consumo elevado de pescado azul podremos aumentar nuestros beneficios y bajar la tasa de mortalidad de la enfermedad antes mencionada.

pescado-azul

¿Para qué personas se recomienda el consumo de pescado azul?

  • El pescado azul se recomienda con frecuencia para personas que necesitan implementar en su vida una dieta equilibrada, balanceada y sobre todo, variada.
  • También, es bastante común presentar el pescado azul a personas que tienen problemas o poseen el riesgo de padecer enfermedades cardiovasculares. Esto se debe a que los ácidos grasos que hay en estos pescados causan un efecto protector en el organismo, y que elimina la posibilidad de hacer espesa la sangre, lo que reduce el riego de la formación de trombos.
  • Al igual que en los casos anteriores, se recomienda especialmente a deportistas y mujeres embarazadas o personas mayores.

¿Qué cantidad de pescado azul se recomienda comer?

Generalmente, el pescado azul se recomienda aplicar en dietas mediterráneas. Y es interesante que el consumo se mantenga de la siguiente manera: dos días por semana comer pescado azul, y otros dos días pescado blanco.

Con motivo de evitar el riesgo de tener enfermedades cardiovasculares, o por si ya se tienen, se puede aumentar el consumo del pescado azul hasta 4 veces por semana.

¿Hay una temporada en específico donde se consigue más pescado azul?

Todo esto dependerá de la especie, aunque los que más se consumen, podemos dividirlos de la siguiente manera:

  • El jure se consigue mayormente de diciembre a mayo.
  • La sardina, se puede consumir en mayor medida de abril a octubre.
  • El salmón, se come durante todo el año.

Ten en mente que, si el pescado no es fresco, puedes conseguirlo o mantenerlo congelado en cualquier época, además de también en conserva y salazón.

La cantidad de grasas que contienen los peces en su composición será mayor si se adquieren en verano o en los comienzos de otoño. Además de ello, afectan otros valores como la edad del pez o hasta su tamaño, así que ten en cuenta estos aspectos.

Deja una respuesta